Páginas vistas en total

martes, 31 de marzo de 2015

Ha-rem


Por Yania Salazar


Tu hazaña es despertarlas,
luego de fundidas en licor
darles el sermón y despacharlas
a que lamenten su situación.

Ofendidas regresan a sus casas,
prometiendo no volver jamás,
pero habrá otra oportunidad,
en que la noche sea de pecar.

Ofendes cuando aprovechado,
tomas tu presa y al oído
le susurras el permiso
para ir donde nadie habrá ido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario